El verano es una época emocionante del año, llena de días en la playa y parrilladas. Sin embargo, mientras más tiempo estemos expuestos al sol, las posibilidades de presentar problemas en la piel aumentan.

Probablemente todos hemos experimentado al menos un problema en la piel, especialmente en el verano. ¿Pero cómo podemos tratar y evitar estos problemas?

En el siguiente artículo de Clínica Internacional, te mencionaremos los problemas dermatológicos más comunes durante esta temporada.

Brotes de acné

Cuando el sudor se mezcla con bacterias y aceites en la piel, puede obstruir los poros. Si tienes una piel propensa al acné, esto a menudo significa que en el verano presentarás más brotes que lo normal.

Para ayudarte a prevenir algunos problemas en la piel, como el acné, los dermatólogos recomiendan lo siguiente:

  • Seca el sudor de la piel con una toalla o paño limpio, pero hazlo con cuidado porque podrías irritar tu piel.
  • Lava la ropa sudada, las cintas para la cabeza, las toallas y los sombreros antes de usarlos nuevamente.
  • Usa productos no comedogénicos en la cara, el cuello, la espalda y el pecho. La etiqueta también puede decir “sin aceite” o “no obstruye los poros”.

Piel seca e irritada

cuidado-de-la-piel-durante-el-verano-quemaduras-por-sol

Cuando el aire exterior está caliente y húmedo, tu piel puede resecarse e incluso irritarse.

Pasar mucho tiempo bajo el sol, en la piscina o cerca del aire acondicionado puede provocar que presentes problemas en la piel.

Si tu piel comienza a resecarse o irritarse a pesar de la humedad, prueba estos consejos:

  • Dúchate y lávate con jabón y champú inmediatamente después de salir de la piscina, usa agua fresca y limpia, así como un limpiador para rostro suave.
  • Aplícate protector solar antes de salir al exterior, usando uno que ofrezca protección de amplio espectro, SPF 50+ y sea resistente al agua.
  • Usa un limpiador suave para lavar tu piel. Los jabones y limpiadores corporales etiquetados como “antibacterianos” o “desodorantes” pueden secar tu piel.
  • Toma duchas y baños con agua tibia en lugar de agua caliente.
  • Colócate una crema hidratante sin perfume después de cada ducha y baño. Esta crema hidratante actúa atrapando el agua en la piel, por lo que deberás aplicarla inmediatamente luego de bañarte.
  • Lleva una crema hidratante contigo todo el tiempo para que te la apliques luego de lavarte las manos y cuando sientas tu piel reseca.

Foliculitis

cuidado-de-la-piel-durante-el-verano-foliculitis

Cada vello de tu cuerpo crece por una abertura llamada folículo. Cuando los folículos se infectan, puedes presentar un problema en la piel conocida como foliculitis. 

Los folículos pilosos infectados parecen granos, pero tienden a picar y son sensibles.

Para reducir su riesgo de contraer esta condición durante el verano, los dermatólogos sugieren:

  • Inmediatamente después de entrenar, cámbiate de ropa y toma una ducha.
  • Mantente alejado de los jacuzzis e hidromasajes si no estás seguro sobre los niveles de ácido y cloro están controlados adecuadamente. Muchas personas suelen contraer foliculitis al estar en jacuzzis.
  • Usa ropa liviana y holgada cuando haga calor. Evita las prendas ajustadas y pegadas.

Infección por una manicura o pedicura

Las manicuras y pedicuras pueden hacer que tus uñas se vean geniales, pero también te pueden exponer a gérmenes que pueden causar alguna infección.

No tienes que renunciar al cuidado de tus pies o manos, pero toma algunas precauciones:

  • Aplica crema humectante en tus uñas luego de retirar el esmalte de ellas.
  • Nunca cortes o empujes con fuerza tus cutículas
  • Considera llevar tus propias herramientas cuando vayas a un salón a hacerte una manicura o pedicura.
  • No uses uñas artificiales si presentas algún problema en tus uñas.

Melasma

Muchos problemas en la piel empiezan debido al sol. Por ejemplo, estar mucho tiempo expuesto al puede hacer que las manchas marrones en tu rostro sean más notorias.

El melasma es un problema común de la piel. Causa manchas de pardo a pardo grisáceo, generalmente en la cara, pero también puede presentarse los antebrazos y el cuello.

Uno de los tratamientos más comunes para el melasma es la protección solar. Esto significa usar protector solar todos los días y aplicarlo cada 2 horas.

Los dermatólogos también recomiendan usar un sombrero de ala ancha cuando estás afuera, ya que el protector solar puede no darte toda la protección que necesitas.

Erupciones por el calor

Las glándulas sudoríparas bloqueadas causan erupciones en tu piel. Cualquier cosa que puedas hacer para detener tu sudoración ayudará a reducir este riesgo.

Los consejos que los dermatólogos ofrecen a sus pacientes para ayudarlos a sudar menos y, por lo tanto, a disminuir el riesgo de sufrir de erupciones incluyen:

  • Usar ropa liviana y holgada hecha de algodón.
  • Realizar ejercicio al aire libre durante las horas más frías del día.
  • Tratar de mantener tu piel fresca usando ventiladores, duchas frías y aire acondicionado cuando sea posible.

Alergia al sol

cuidado-de-la-piel-durante-el-verano-alergia-al-sol

Puedes desarrollar urticaria (una reacción alérgica en la piel) cuando estás bajo el sol si:

  • Tomas ciertos medicamentos
  • Tienes una sensibilidad al sol (generalmente hereditaria)

Si presentas una reacción alérgica al sol, verás protuberancias rojas y escamosas en tu piel, y sentirás mucha picazón en ciertas partes. Algunas personas incluso tienen ampollas.

Para prevenir una reacción alérgica en la piel:

  • Revise el envase de tu medicamento (o pregúntele a su farmacéutico) para averiguar si puede causar una reacción alérgica cuando salgas al sol.
  • Protege tu piel. Puedes hacer esto buscando sombra, vistiendo ropa de protección solar y aplicando un protector solar que ofrezca protección de amplio espectro, resistencia al agua y un SPF de 50 o más.

Quemaduras por el sol

 

Las quemaduras solares pueden estropear la diversión del verano y aumentar el riesgo de desarrollar cáncer de piel.

Para evitar problemas en la piel, los dermatólogos recomiendan:

  • Buscar sombra.
  • Usar un sombrero de ala ancha, lentes oscuros, mangas largas y pantalones cuando sea posible.
  • Aplicar protector solar que ofrezca protección de amplio espectro, SPF 50+ y con resistencia al agua.

Si deseas cuidar tu piel en el verano, te invitamos a leer el siguiente artículo de nuestra especialidad de dermatología: “Cuidados para este verano y así evitar el cáncer de piel“.

Prurito del nadador

Este tipo de erupción aparece después de nadar en el mar, lagos o ríos. Lo adquieres cuando los parásitos en el agua penetran en tu piel, causando pequeñas manchas rojas en las áreas que tu traje de baño no cubrió.

Puedes prevenir este problema a la piel al:

  • No te metas en agua contaminada.
  • Si lo haces, frota vigorosamente tu piel con una toalla después de salir del agua. Los parásitos comienzan entrar en tu piel cuando el agua comienza a evaporarse de tu cuerpo.

Cuándo llamar a un dermatólogo

cuidado-de-la-piel-durante-el-verano-prevencion

Si bien estos problemas en la piel durante el verano pueden arruinar tus vacaciones, generalmente no son serios. La mayoría de ellos desaparece en unos pocos días o semanas.

Si una erupción u otro problema en la piel persiste o empeora, deberás acudir a tu dermatólogo de inmediato.

Aprende a cuidar tu piel con nosotros. En Clínica Internacional contamos con la especialidad de Dermatología, en donde podrás tratar cualquier problema relacionado con tu piel. Si deseas reservar una cita con alguno de nuestros dermatólogos, hazlo a través de nuestra sección Citas en Línea.