¿A tu hijo le duelen mucho los pies al caminar? ¿Sabes si sufre de pie plano? Esta condición es más habitual de lo que crees y se da cuando el pie no tiene un arco normal, lo cual podría causarle dolor a tu pequeño al realizar una actividad física.

En el siguiente artículo de Clínica Internacional a cargo del Dr Pablo Romero Larrauri, Ortopedista Infantil y Neuro Ortopedista, compartiremos contigo información sobre qué es el pie plano, cómo puede llegar a afectar la vida cotidiana de tu niño, y las manera en las que se puede corregir.

¿Qué es el pie plano?

El pie plano se trata de una deformidad en tres planos que se caracteriza por la disminución del arco plantar, el talón con inclinación hacia afuera y que, además, puede venir acompañado de acortamiento de los músculos de la pantorrilla.

Las personas con pie plano tienen un arco muy bajo o ningún arco, lo que significa que uno o ambos pies pueden estar apoyados en el suelo.

¿Existen tipos de pie plano?

Sí, existen varios tipos de esta deformidad. El más común es el pie plano infantil flexible. También podrás encontrar los pies planos rígidos, que pueden deberse a una fusión de dos o más huesos del pie. A estos se les conoce como Pies Planos Rígidos por Coalición.

En pacientes con parálisis cerebral, el pie plano suele ser severo y suele denominarse como Pie Plano Neuromuscular.

Signos o síntomas de pie plano

La mayoría de los niños pequeños con pie plano flexible no tienen síntomas. Ellos no suelen presentar dolor ni molestias. De hecho, todos nacemos con pie plano, y luego durante el crecimiento, con el fortalecimiento de los músculos del pie, aparece el arco plantar. Este se forma de manera espontánea entre los 2 y 6 años de vida. 

Algunos pacientes adolescentes pueden tener molestias en la parte interna del pie, o a veces dolor en el talón por acortamiento de gemelos que suele estar presente en el pie plano. En el caso de que se presente algún signo, la molestia más común es el dolor en los pies. Esto puede ocurrir como resultado de músculos tensos y ligamentos de conexión.

Asimismo, las tensiones anormales en la rodilla y la cadera pueden provocar dolor en estas articulaciones. Estas tensiones son probables si los tobillos se vuelven hacia adentro.

El dolor puede afectar con mayor frecuencia las siguientes partes del cuerpo:

  • Dentro del tobillo, junto con una posible hinchazón
  • Arco del pie
  • Rodilla
  • Cadera
  • Espalda baja
  • Piernas
  • Uno o ambos pies también pueden sentirse rígidos.

Los pies planos también pueden causar una distribución desigual del peso corporal, lo cual puede provocar que los zapatos se desgasten de manera desigual o más rápido de lo habitual, especialmente en un lado. Esto podría ocasionar una mayor probabilidad de lesiones.

Causas de un pie plano

signos-sintomas-pie-plano

Los pies planos están relacionados con los tejidos y huesos de los pies y la parte inferior de las piernas. La afección es normal en bebés y niños pequeños porque los tendones necesitan tiempo para tensarse y formar un arco.  

En el caso del pie plano flexible, que es el más común en todo en el mundo, este suele ocurrir debido a la debilidad de la musculatura de los pies o a la laxitud ligamentaria.

También te interesará: ¿A qué se debe la tos ferina en bebés y niños?

¿Quiénes suelen sufrir de pie plano? 

Los niños y los bebés a menudo pueden tener pies planos, ya que el arco recién se está formando. Con el tiempo, este ya debería desarrollarse normalmente. Tener pies que parecen planos durante la primera infancia no significa que una persona los tendrá así. 

Sin embargo, si un niño tiene pie plano como resultado de un desarrollo óseo incorrecto u otra afección, como la espina bífida, un médico a menudo deberá tratar la causa subyacente. 

Diagnóstico

El diagnóstico para el pie plano se realiza clínicamente con un examen físico en el consultorio, pero tu médico puede solicitar estudios adicionales como Rayos X para medir la inclinación de los huesos del pie. En casos de Pie Plano por Coalición, se debe solicitar siempre una Tomografía Computarizada.

Complicaciones

La complicación más frecuente es la sensación de cansancio en los pies. El paciente también puede presentar dolor al hacer deporte o al caminar distancias largas o intermedias dependiendo la severidad del pie plano.

Tratamiento

En un comienzo, usar plantillas para mejorar el confort del pie es lo ideal y se recomienda realizar ejercicios de estiramiento de los músculos de la pantorrilla cuando el paciente también presenta acortamiento del Tendón de Aquiles. En aquellos niños que habiendo usado plantillas y pasado por terapia física aún continúan con dolor, se les puede indicar tratamiento quirúrgico.

Actualmente en pies planos flexibles, se suele realizar algún tipo de Artrorixis con o sin alargamiento de los gemelos. Esta cirugía es de corta duración, ambulatoria y el paciente estará apto para caminar al día siguiente. En pacientes con parálisis cerebral, se realizan cirugías con el objetivo de estabilizar el pie durante la marcha y se usan técnicas distintas.

¿Qué ejercicios se recomiendan?

Todos los ejercicios que fortalezcan los músculos intrínsecos del pie y los músculos peroneos son apropiados para mejorar los síntomas del pie plano, al igual que los ejercicios para estirar el tendón de Aquiles o los músculos gemelos. En líneas generales, el deporte tiene un efecto beneficioso sobre el pie y toda la salud corporal.

ejercicios-recomiendan-pie-plano

¿Se puede sufrir nuevamente de pie plano con el transcurso de los años?

Puede ocurrir que después de una fractura en el pie o posterior a la ruptura de algún tendón debido a un accidente aparezca el Pie Plano Adquirido del Adulto. Esta condición puede también aparecer luego de algunos procesos degenerativos o metabólicos severos.

Prevención

Lo primero es entender que el pie plano flexible es frecuente en todo el mundo y, cuando es leve, no da síntomas; por lo tanto, no necesita ningún tratamiento específico.

Todo aquello que fortalezca los músculos del pie y de la pantorrilla favorecerá la aparición del arco plantar. Así que, caminar descalzo, jugar descalzo en distintas superficies y todo lo que estimule los músculos del pie podría ser un apoyo para mejorar.

De igual forma, hacer deporte a temprana edad mejora las condiciones generales del niño y favorece el correcto desarrollo de todo el aparato locomotor. Por último, recordar que los zapatos ortopédicos o el uso de aparatos no tiene ninguna indicación y no producen cambios en los pies. 

Hace muchos años se dejaron de usar en todo el mundo pues se demostró que no tenían ningún efecto beneficioso para el desarrollo de los miembros inferiores en los niños. Es un mito fuertemente arraigado en la cultura popular, pero sin ningún beneficio para los pacientes.

En Clínica Internacional te ayudaremos en lo que necesites, ya que contamos con los mejores especialistas en Pediatría quienes tratarán los problemas de salud de los más pequeños. Si deseas reservar una cita, recuerda que puedes hacerlo a través de nuestra opción solo con DNI.