¿Has sentido mucho dolor en un diente y cuando visitaste a tu odontólogo te dijo que necesitarías un tratamiento de endodoncia? Si es así, no estás solo. Millones de personas deben recibir este tratamiento para poder salvar sus dientes y que estos no sean extraídos. Aunque parezca complicado y doloroso, la endodoncia no lo es.

En el siguiente artículo de Clínica Internacional, te explicaremos más sobre lo que trata la endodoncia, sus síntomas y los cuidados que debes seguir tras pasar por este tratamiento

odontología tratamiento endodoncia síntomas clinica internacional

¿Qué es la endodoncia?

La endodoncia es un tratamiento utilizado para reparar y salvar un diente que está gravemente descompuesto o infectado. Durante este procedimiento, el nervio y la pulpa se extraen cuidadosamente y el interior del diente se limpia y sella. Sin un tratamiento, el tejido que rodea el diente se infectará y se formarán abscesos.

¿Por qué necesitaría un procedimiento de endodoncia?

Cuando el tejido nervioso o la pulpa se daña, el diente empieza a descomponerse y las bacterias comienzan a multiplicarse dentro de la cámara pulpar. Las bacterias y otros desechos cariados pueden causar una infección o un diente con absceso. Un absceso es un bolsillo lleno de pus que se forma al final de las raíces del diente causando una infección que puede extenderse hasta más allá del diente y el cual provocaría:

  • Hinchazón que puede extenderse a otras áreas de la cara, el cuello o la cabeza
  • Pérdida de hueso alrededor de la punta de la raíz del diente
  • Problemas de drenaje que se extienden hacia las encías o a través de la mejilla llegando a la piel.

¿Cuáles son los signos de necesitar tratamiento de endodoncia?

El nervio y la pulpa de un diente pueden irritarse, inflamarse e infectarse debido a caries profundas, un relleno mal hecho, una grieta y/o procedimientos dentales repetidos en un diente.

Los signos más comunes son el dolor, sensibilidad prolongada al calor o al frío, sensibilidad al tacto y masticación, decoloración del diente e hinchazón, drenaje y sensibilidad en los ganglios linfáticos, así como en los tejidos óseos y encías cercanas.

Tratamiento

odontología radiografía endodoncia clinica internacional

Un tratamiento de endodoncia puede requerir una o más visitas al consultorio. El primer paso en el procedimiento es tomar una radiografía para ver la forma de los conductos radiculares y determinar si hay signos de infección en el hueso circundante. Durante el procedimiento, tu  dentista usará anestesia local para adormecer el área cerca del diente y mantendrá el área seca y libre de saliva colocando un dique de goma (una lámina de goma) alrededor del diente.

Se perforará un orificio de acceso en el diente y se procederá a eliminar toda la pulpa junto con las bacterias, el tejido nervioso descompuesto y los desechos relacionados. El proceso de limpieza se lleva a cabo utilizando unas limas que servirán para raspar y fregar los lados de los conductos radiculares.

odontología tratamiento endodoncia clinica internacional
Procedimiento de endodoncia. Al final se puede observar como queda el diente tras su restauración completa.

 

Una vez que el diente está completamente limpio, se sella; algunos dentistas prefieren esperar una semana antes de sellarlo. A menudo es necesario colocar una corona tras el tratamiento para proteger mejor el diente y evitar que se rompa en el futuro. Tu dentista discutirá la necesidad de cualquier trabajo dental adicional contigo. Después de la restauración, el diente continúa funcionando como cualquier otro diente.

¿Sentirás dolor durante o después del procedimiento?

Muchos procedimientos de endodoncia se realizan para aliviar el dolor del diente causado ​​por la inflamación o infección de la pulpa. Con técnicas modernas y anestesia, la mayoría de los pacientes no sienten dolor durante el procedimiento.

No obstante, durante los primeros días después del tratamiento, tu diente puede sentirse sensible, especialmente si hubo dolor o infección antes del procedimiento. Esta incomodidad se puede aliviar con medicamentos de venta libre o recetados. Sigue las instrucciones de tu dentista con mucho cuidado. Si tienes dolor intenso o presión que dura más de unos días, llama o visita a tu dentista inmediatamente.

Cuidados

No debes masticar ni morder el diente tratado hasta que lo haya restaurado tu dentista. El diente no restaurado es susceptible a la fractura, por lo que debes ver a tu dentista para una restauración completa tan pronto como sea posible. De lo contrario, solo sigue una buena higiene oral, incluido el cepillado, el uso de hilo dental y asiste a tus controles y limpiezas programadas.

En Clínica Internacional contamos con la especialidad de Odontología, en donde podrás tratar cualquier problema relacionado con tu salud bucal. Si deseas reservar una cita con alguno de nuestros oftalmólogos, hazlo a través de nuestra sección Citas en Línea.