En Clínica Internacional sabemos que las hemorroides son una incómoda afección de la cual a penas se habla. Te explicaremos sobre las principales causas y síntomas, así como los mejores métodos caseros para aliviar las molestias que producen.

¿Qué son las hemorroides?

Las hemorroides, también conocidas como almorranas, son venas dilatadas e inflamadas que aparecen en el ano y el recto. Causan dolor, sangrado anal y comezón. Se estima que más del 50% de las personas de 30 años o más las padecen. También suelen aparecer durante el envejecimiento, ya que los tejidos que apoyan a las venas en el recto y el ano, se debilitan y estiran.

Causas

Las hemorroides son el resultado del aumento de presión en el ano. Son bastante comunes durante el embarazo, parto o estreñimiento, en donde la presión provoca que las venas y tejidos anales se hinchen. El sangrado es bastante común durante las deposiciones.

Algunas de las causas más frecuentes de las hemorroides son:

  • Permanecer sentado por largos periodos de tiempo
  • Obesidad
  • Embarazo
  • Diarrea crónica o estreñimiento
  • Esfuerzo durante las deposiciones
  • Llevar una dieta baja en fibras

Síntomas

Algunas de las principales señales y síntomas de las hemorroides incluyen:

  • Sangrado indoloro durante la deposición.
  • Pequeñas cantidades de sangre roja brillante en el papel higiénico o en el inodoro.
  • Prurito anal.
  • Dolor e incomodidad, especialmente mientras se está sentado.
  • Dolor durante la defecación.
  • Bultos duros y sensibles cerca del ano.

Los síntomas de las hemorroides dependerán de su ubicación.

Hemorroides internas: Estas se encuentran en el interior del recto. No se pueden ver, ni sentir y casi nunca ocasionan incomodad. El problema de las hemorroides internas es el sangrado durante las deposiciones.

Hemorroides externas: Las hemorroides externas se encuentran debajo de la piel alrededor del ano. Cuando se irritan, estas pueden sangrar o picar. Cuando se forma un coágulo de sangre en una hemorroide externa, se presenta una hemorroide trombosada, la cual produce mucho dolor y molestia.

El sangrado durante la deposición es la señal más común de la presencia de hemorroides. Cuando este persiste, es recomendable recurrir a un especialista y llevar a cabo todos los análisis necesarios para determinar la presencia de hemorroides u otra enfermedad grave.

hemorroides-sintomas-clinica

Tratamiento

Existen diversos tratamientos caseros que ayudan a prevenir la presencia de hemorroides y a reducir las molestias como:

  • Aplicar cremas para hemorroides que contengan lidocaína para reducir el dolor e inflamación.
  • Tomar ablandadores de heces para reducir el estreñimiento.
  • Utilizar ropa interior de algodón.
  • Evitar rascar o tocar la zona afectada.
  • En lugar de utilizar papel higiénico, es preferible utilizar toallitas húmedas para bebés.
  • Aplicar agua de hamamelis con algodón en toda el área.
  • Es recomendable realizar baños de asiento entre durante 10 minutos para reducir las molestias.

En el caso de que las hemorroides no mejoren con métodos caseros, es recomendable recurrir a un especialista para aplicar un tratamiento médico o llevar a cabo una cirugía que extirpe las hemorroides. Los procedimientos quirúrgicos se dan cuando el sangrado es intenso o cuando las hemorroides no hayan respondido de forma positiva a los tratamientos médicos.

En Clínica Internacional contamos con la especialidad de Gastroenterología, en donde podrás tratar distintos problemas del aparato digestivo y órganos asociados. Si deseas reservar una cita, puedes hacerlo a través de nuestra sección Citas en Línea.

 

Traducido y adaptado de Mayo Clinic por Clínica Internacional

 

Sobre el autor

Con más de 60 años de experiencia en el sector salud, en Clínica Internacional, ofrecemos la mejor atención médica del país. Nuestro staff médico altamente capacitado y la tecnología de punta con la que trabajamos nos permiten tratar más de 30 especialidades, asegurando tu bienestar y el de tu familia.

Ver más