Es posible que para muchos de nosotros los últimos dos meses hayan sido muy pesados debido al COVID-19. En la actualidad, los términos “cuarentena” y “pandemia global” ya se usan en las conversaciones cotidianas y una tos simple puede ser suficiente para alguien entre en pánico.

El gobierno peruano ha aconsejado a todos permanecer en el interior de sus hogares para evitar el contacto físico con otras personas y así disminuir la propagación del virus. Debido a esto, probablemente tengas que trabajar desde casa ahora y, por lo tanto, tus ojos estarás más expuestos a la computadora.

Entonces, ¿cómo cuidar tu visión durante la cuarentena? La aplicación de los siguientes consejos y trucos que Clínica Internacional tiene para ti te ayudarán a promover la salud visual.

Come saludable

Caminar por los pasillos de una tienda de comestibles y ver estanterías desnudas puede ser frustrante e incluso un poco espeluznante. Con casi todos los supermercados experimentando escasez temporal de artículos cotidianos, encontrar todos los alimentos en tu lista de compras puede convertirse en un desafío.

Sin embargo, no debes ignorar la elección de alimentos saludables. Tu dieta tiene una gran influencia en la condición de tu bienestar general, así como en la salud de tus ojos. Si ya no hay zanahorias, no te alarmes. Ten la seguridad de que habrá disponible otros productos comestibles que te brindarán los mismos beneficios.

Cuando se piensa en “alimentos saludables para los ojos”, las zanahorias son probablemente el primer alimento que se te viene a la mente debido a que tienen una gran cantidad de vitamina A. No obstante, las papas, la calabaza moscada, el brócoli y las espinacas también tienen una buena cantidad de vitamina A que aumenta la visión.

Asimismo, gracias al zinc, tu cuerpo puede absorber más vitamina A, lo que lo convierte en el compañero perfecto. Además de añadir otras vitaminas, el zinc aumenta la eficiencia de tu sistema inmunológico, que es invaluable durante una pandemia global. Para obtener más zinc en tu dieta, asegúrate de agregar mariscos, frijoles, carne y nueces a tu lista de compras.

Por otra parte, también puedes darle un poco de amor a tus ojos al incorporar algunos de estos alimentos:

  • Omega-3: Los pescados como el salmón, la caballa, el arenque y el atún son ricos en EPA y DHA, el dúo dinámico de los omega-3. Las semillas de lino y el aceite de linaza tienen beneficios similares para los vegetarianos, pero no tienen EPA o DHA que brinda el pescado.
  • Antioxidantes: el chocolate negro con un alto porcentaje de cacao, los arándanos y las alcachofas tienen una serie de beneficios para la salud, especialmente para los ojos.
  • Vitamina E:los cereales integrales, las almendras, las avellanas (así como la mayoría de los otros frutos secos) y las espinacas son ricos en vitamina E.

También te interesará: Consejos y cuidados para los pacientes oncológicos durante esta cuarentena.

Deja que tus ojos descansen

deja-ojos-descansen

Es probable que tus ojos estén tan estresados ​​como tú lo estás en este momento. Cuando combinas la escasez de luz natural que viene con estar atrapado en casa con la afluencia del tiempo frente a la pantalla, obtienes fatiga visual, sin importar cuán joven o viejo seas.

La fatiga visual digital, conocido también como síndrome de visión por computadora, ocurre cuando los ojos están sujetos a un tiempo de pantalla prolongado e ininterrumpido. Los síntomas de la fatiga visual digital suelen ser temporales, pero no obstante incómodos e inconvenientes.

La incorporación de algunos descansos bien merecidos luego de estar mucho tiempo tras una pantalla puede reducir drásticamente los síntomas comúnmente experimentados, como visión borrosa, ojos secos y dolores de cabeza. Intenta recordar este año 2020 como una forma de prevenir los síntomas de fatiga visual digital.

Las instrucciones son simples pero efectivas:

  • Por cada 20 minutos de tiempo tras una pantalla, mira hacia otro lado y enfócate en un objeto ubicado a lo lejos durante un mínimo de 20 segundos.
  • Mirar un objeto a lo lejos les da a los pequeños músculos de tus ojos un descanso muy necesario.

Así como trabajar en tu laptop te causa fatiga visual, también los videojuegos y el uso de tabletas o celulares. Implementar la regla 20-20-20 con tus hijos puede ayudarlos a prepararse para un futuro uso completo de la pantalla.

A su vez, alejarse de la pantalla durante períodos de tiempo más largos, además de descansos de 20 segundos, es esencial para tranquilizar tus ojos y mente. Si has estado frente a una pantalla por un tiempo, aléjate para cocinar o caminar alrededor de tu hogar. Puede sorprenderte la diferencia que pueden hacer 5 o 10 minutos.

Invierte en lentes que bloquean la luz azul

Los lentes con anti-reflex y con filtros bloqueadores de luz azul han crecido en popularidad como una forma de reducir los síntomas de la fatiga visual digital. Estos lentes especiales filtran la luz visible de alta energía (HEV), luz emitida por prácticamente todas las pantallas digitales. Gracias a estos, se neutraliza la luz y se limita la irritación y el posible daño causado a los ojos.

Si esa no es razón suficiente para conseguir un par, se ha comprobado que bloquear la luz azul durante la noche ayuda a regular y mejorar los ciclos de sueño, ya que el cerebro a menudo confunde la luz de la pantalla con la luz solar.

En la actualidad, muchos teléfonos y computadoras modernos ofrecen una configuración llamada “filtro de luz azul” para calibrar la opacidad de las pantallas y no dañen tus ojos mientras estás en un lugar oscuro o sea de noche.

Limpia tus lentes

Si ya usas lentes, no puedes olvidar limpiarlos regularmente. Es recomendable que la limpieza de los lentes se realice con agua y jabón en caso no tengas una solución limpiadora espacial en tu hogar. Adicionalmente, puedes limpiar tus gafas con agua oxigenada, pero recuerda secarlas para no dañar las bisagras de metal.

¿Qué tiene que ver el coronavirus con nuestros ojos?

relacion-coronavirus-ojos

Como ya sabrás, la transmisión del coronavirus a través de los ojos es posible. Esta es la razón por la cual muchos médicos y enfermeras están usando equipos de protección que cubren sus ojos, nariz y boca.

Si bien la transmisión a través de los ojos se encuentra al final de la lista para los métodos de propagación comunes (el contacto cercano de persona a persona y la inhalación de gotitas respiratorias están al principio de la lista), la práctica de mantener las manos alejadas de la cara sigue siendo crucial.

Para las personas que usan lentes con regularidad, estos pueden ser un arma de doble filo, ya que pueden representar una protección adicional para evitar que el virus llegue a los ojos o aumentar el riesgo de pasar gérmenes de tus manos a los marcos de tus lentes si los tocas con mucha regularidad. ¡Así que ten mucho cuidado!

Trata de ver este tiempo de inactividad como un regalo y úsalo para evaluar y cuidarse a ti mismo practicando hábitos buenos y saludables. Ser amable con tus ojos te hará sentir más cómodo ahora y en el futuro.

En Clínica Internacional, hemos activados canales de asesoría para ayudarte con tus consultas vía telefónica. Si consideras que tienes síntomas de COVID-19, comunícate al 6196161 y marca la opción asterisco (*). También puedes escribirnos a través del chat en línea de nuestra página web y con gusto te atenderemos.

Para más información sobre el COVID-19, te recomendamos leer nuestra nueva sección del blog sobre el coronavirus.