Tener una cita en la especialidad de ginecología puede ser un momento difícil para cada paciente. ¿Estás nerviosa por este momento? ¿Te aterra pensar que puede haber algo malo relacionado a tu salud vaginal? ¿No estás segura de qué traer, cómo prepararte o qué sucederá? No te preocupes, no estás sola. 

Generalmente, las visitas ginecológicas tienden a ser abrumadoras para muchas mujeres. No obstante, el simple hecho de contar con información en base a lo que puedes esperar al acudir a una puede disminuir tu ansiedad y hacer que la situación resulte mucho más manejable. En el siguiente artículo, te presentamos seis consejos para tu primera visita al ginecólogo.

1. Averigua la importancia de acudir a un ginecólogo

Hay muchas razones para reservar una cita en el ginecólogo. Por ejemplo, es posible que algunas mujeres sean sexualmente activas y deseen pruebas de detección de ETS. Otras, por el contrario, quieren comprar que no exista la posibilidad de contraer cáncer de cuello uterino, sometiéndose a una prueba de Papanicolau

La edad apropiada para hacer tu primera visita ginecológica puede varias. Lo recomendable es que hables con tu médico sobre la salud vaginal, las prácticas sexuales seguras, los anticonceptivos y demás. Aun así, la detección del cáncer de cuello uterino comienza a los 21 años en la gran mayoría de casos, sea la mujer sexualmente activa o no. En general, puede esperar hasta entonces para tener su primera cita con el ginecólogo a menos que tenga un problema médico.

Las pruebas de Papanicolau se realizan cada 3 años, entre los 21 y 29 años, y cada 5 años si la paciente tiene entre 30 y 65 años. Son una de las medidas preventivas más importantes que tenemos en medicina. Esto debido a que pueden detectar células precancerosas en el cuello uterino, lo que significa que les da a los médicos la oportunidad de encontrar un pequeño problema antes de que se convierta en uno más grave.

Te puede interesar: ¿Qué es la regulación hormonal femenina?

2. Ten en cuenta qué debes llevar a tu cita ginecológica

cita ginecologica clinica internacional

 

Los elementos clave que debes llevar a tu cita son:

  • Información del seguro.
  • Identificación fotográfica.
  • Una breve lista o conocimiento de tus medicamentos actuales.
  • Informe médico e historial de antecedentes familiares con problemas médicos, como cáncer de mama, cervical, de ovario y de endometrio.
  • Lista de vacunación.
  • Fechas del último ciclo menstrual

3. Conoce a qué exámenes te someterás en una cita ginecológica

Los exámenes a los que te someterás en una cita ginecológica son los siguientes:

Examen vaginal

Tu médico primero examinará la parte exterior de la vagina y los labios en busca de bultos, protuberancias o inquietudes que puedas tener.

Examen pélvico con espéculo

Un espéculo es una herramienta de metal o plástico que le permite al médico visualizar el cuello uterino, que se encuentra al final de tu canal vaginal. Suele ser incómodo, pero no debería ser doloroso. Asegúrate de informar si sientes dolor. 

Prueba de Papanicolaou

Cuando el espéculo esté colocado, el médico realizará la prueba de Papanicolaou. Para esta, se usa un cepillo pequeño para recolectar células del cuello uterino. Durante su realización, es posible que sientas un pellizco leve. 

Examen bimanual

Después del examen con espéculo, el médico lo retirará y realizará un examen bimanual. Este sirve para revisar ovarios y úteros. Nuevamente, no debería ser doloroso, así que asegúrate de informar si tienes dolor.

Te puede interesar: ¿Qué son los fibromas uterinos y qué problemas presentan?

4. No te duches antes de acudir a una visita al ginecólogo

Si bien puedes sentirte avergonzada por el flujo vaginal o los olores, las duchas pueden crear más problemas de lo que crees. El fluido ayuda a que el ginecólogo pueda comprender más sobre el equilibrio hormonal de una mujer. Si este desaparece, diversos problemas podrían pasar por alto. 

5. No tengas relaciones sexuales la noche anterior

Tener relaciones sexuales antes de un examen pélvico también puede dificultar el trabajo de tu médico, especialmente si tienes la necesidad de realizarte una prueba de Papanicolau. De lo contrario, los resultados no serán tan precisos como los desearas. Del mismo modo, no utilices productos de lubricación vaginal.

6. Presta especial atención a tu ciclo menstrual

Este tema ya se mencionó en puntos anteriores. Llevar un registro te ayudará a llevar un mejor control de tu salud vaginal. Infórmale al ginecólogo en caso si el periodo menstrual es regular o no. 

La salud vaginal es muy importante para toda mujer. Por lo tanto, es necesario que acudas a una visita ginecológica presentes o no un problema. Esto te permitirá llevar un mejor cuidado de ti misma.

En Clínica Internacional te ayudaremos en lo que necesites ya que contamos con los mejores especialistas, quienes tratarán tus problemas de salud. Si deseas reservar una cita, puedes hacerlo a través de nuestra sección Citas en Línea.

asistente clinica internacional