La salud de tu corazón y tu cuerpo está en tus manos. Sabes que el ejercicio y una buena dieta pueden mantener tu cuerpo saludable en general. Pero, ¿qué más puedes hacer para mantener tu corazón fuerte y no sufrir de alguna enfermedad cardíaca? A continuación te presentamos 10 puntos clave que debes seguir todos los días para ayudar a que tu corazón funcione de manera más eficiente.

En Clínica Internacional, te recomendamos incorporar estos hábitos a tu estilo de vida: la salud de tu corazón mejorará en un dos por tres.

clinica-internacional-cardiologia-corazon-saludable

1. Programa un chequeo anual 

Como ya te lo mencionamos, tu corazón está en tus manos. Todos los años debes programar un control para verificar tus niveles de presión arterial, colesterol y glucosa. Pídele a tu médico de cabecera o cardiólogo que te ayude a mantener un peso saludable y asegúrate de seguir todas sus recomendaciones, que incluyen tomar los medicamentos recetados según las indicaciones.

2. Realiza ejercicios

Lo recomendable es que te ejercites durante 30 minutos todos los días. Si eres una persona sedentaria, puedes comenzar de a pocos. Por ejemplo, camina o trota durante al menos 15 minutos. Aumenta tu actividad por cinco minutos cada semana hasta que puedas realizar un mínimo de media hora.

Asimismo, recuerda que permanecer sentado durante largos períodos de tiempo es perjudicial para tu salud, sin importar cuánto ejercicio hagas. Estas son malas noticias para las personas que deben trabajar sentados todo el día. Estar sentado durante largos períodos de tiempo (especialmente al viajar) aumenta tu riesgo de trombosis venosa profunda (un coágulo de sangre).

3. Mantén un peso saludable

El sobrepeso aumenta el riesgo de sufrir de una enfermedad cardíaca, accidente cerebrovascular y diabetes. Para lograr una pérdida de peso constante, tómalo con calma. Si modificas tu dieta y empiezas a consumir de 200 a 300 calorías menos por día de lo que normalmente consumirías y haces ejercicio por lo menos 30 minutos, podrás lograr una pérdida de peso constante y estable.

clinica-internacional-cardiologia-corazon-saludable-dieta

4. No consumas alcohol y bebe más agua

Demasiado alcohol puede causar presión arterial alta, ritmos cardíacos anormales y daño al músculo cardíaco. Lleva una botella de agua donde quiera que vayas. Te mantendrá hidratado en todo momento, tan solo recuerda no tomar bebidas alta en azúcares.

5. Controla tus niveles de colesterol

Todas las personas necesitamos grasas en nuestra dieta, incluidas las grasas saturadas, poliinsaturadas e insaturadas. No obstante, un tipo de grasa que nuestro cuerpo no necesita es la grasa trans ya que aumenta el riesgo que desarrollemos una enfermedad cardíaca o un derrame cerebral. Esto se debe a que las grasas trans obstruyen las arterias al elevar los niveles de colesterol malo (LDL) y disminuir los niveles de colesterol bueno (HDL). Al eliminarlos de tu dieta, mejorarás el flujo sanguíneo en todo tu cuerpo.

Las grasas trans las encontrarás muy a menudo en productos horneados envasados, bocadillos, margarinas y en los alimentos provenientes de restaurantes de comida rápida. La grasa trans aparece en la lista de ingredientes como aceites parcialmente hidrogenados.

Busca los productos que tengan 0% de grasas trans. Asimismo, consume alimentos como el pollo magro, la pavita, frutas, verduras, productos lácteos bajos en grasa o descremados y granos enteros.. Mantén alejados los paquetes de alimentos que no sean saludables para ti. En su lugar, mantén verduras y frutas en el refrigerador y consúmelas con regularidad.

6. Reduce el consumo de sal

Si sufres de presión arterial alta sabes que debes controlar los niveles de sal que consumes. La sal puede estar con otro nombre dentro de las etiquetas de algunos productos; puedes encontrarla como alginato de sodio, sulfito de sodio, caseinato de sodio, fosfato de disodio, benzoato de sodio, hidróxido de sodio, glutamato monosódico (MSG) o citrato de sodio.

7. Aumenta tu ingesta de omega-3

Los pescados grasos, como las sardinas, las caballas, el salmón y el atún fresco, son ricos en omega-3, el cual mejora los niveles de colesterol. Los vegetarianos y veganos pueden obtener omega-3 de la espinaca, el germen de trigo, las nueces, la linaza, el aceite de soya, la canola y las semillas de calabaza.

8. Duerme lo suficiente

El sueño es una parte esencial para mantener tu corazón saludable. Si no duermes lo suficiente, puedes estar en mayor riesgo de sufrir de alguna enfermedad cardiovascular sin importar tu edad u otros hábitos de salud.

Duerme aproximadamente 7 a 8 horas todas las noches. Si sufres de apnea del sueño, debes recibir tratamiento ya que esta afección está relacionada con las enfermedades cardíacas y las arritmias.

9. Deja de fumar

Estudios demuestran que los riesgos de desarrollar enfermedades del corazón aumentan un 25 y 30% para las personas que están expuestas al humo de los cigarros.  La exposición al humo del tabaco contribuye a aproximadamente 34 000 muertes prematuras por enfermedades del corazón y 7 300 muertes por cáncer de pulmón cada año. Las personas no fumadoras que sufren de presión arterial alta o colesterol alto presentan un riesgo aún mayor de desarrollar enfermedades cardíacas cuando están expuestos al humo del cigarro. Esto se debe a que los productos químicos emitidos por el humo promueven la acumulación de placa en las arterias.

Por ello, no solo basta que dejar de fumar tabaco, también debes evitar estar rodeado del humo proveniente de los cigarros.

10. Practica una buena higiene dental

clinica-internacional-cardiologia-corazon-saludable-higiene-dental

La salud dental es una buena indicación de la salud en general, incluyendo tu corazón. Por ejemplo, aquellos que tienen enfermedad periodontal (de las encías) a menudo tienen los mismos factores de riesgo de una enfermedad cardíaca. Las bacterias de la boca pueden moverse al torrente sanguíneo y causar una elevación en la proteína C, provocando una inflamación en los vasos sanguíneos. Estos cambios pueden, a su vez, aumentar tu riesgo de presentar una enfermedad cardíaca y un accidente cerebrovascular.

En Clínica Internacional contamos con la especialidad de Cardiología, en donde tu corazón podrá recibir consejos y cuidados. Si deseas reservar una cita con alguno de nuestros especialistas en ginecología, puedes hacerlo a través de nuestra sección Citas en Línea.