¿Sabías que una infección urinaria pueden ser peligrosa especialmente durante el periodo de gestación? Protege tu salud y la de tu bebé. En el siguiente artículo de Clínica Internacional, te mencionaremos los síntomas, causas y los métodos para prevenir una infección de las vías urinarias durante el embarazo. 

¿Qué es una infección urinaria?

Como-saber-si-tengo-infeccion-urinaria

Una infección del tracto urinario (ITU) es una inflamación bacteriana en dicha zona del cuerpo. Esta infección puede afectar:

  • Los riñones
  • Los uréteres
  • La vejiga
  • La uretra

Cualquier persona puede sufrir de una infección, pero las mujeres embarazadas tienen un mayor riesgo de contraer una entre la semana 6 hasta la semana 24 de la gestación.

Si estás embarazada y crees tener una ITU, infórmaselo a tu ginecólogo. Con el cuidado adecuado, tú y tu bebé estarán bien. Si no son tratadas a tiempo, las infecciones pueden provocar un parto prematuro y bajo peso del bebé al nacer.

¿Por qué las infecciones urinarias son más comunes durante el embarazo?

Estás más propensa a contraer una ITU durante el embarazo debido a cambios en el tracto urinario:

  • El útero empieza a presionar directamente sobre tu vejiga y, a medida que este crece, su peso puede bloquear el drenaje de la orina causando una infección. Al igual que el agua estancada de los pantanos, la orina está llena de toxinas y bacterias.
  • Tu orina está más concentrada durante el embarazo debido a las hormonas y azúcar. Esto facilita el crecimiento bacteriano y provoca que sea más difícil combatir las bacterias.

Síntomas

infecciones-urinarias-comunes-durante-el-embarazo

Si sufres de una infección urinaria, puedes presentar los siguientes síntomas:

  • Dolor o ardor (malestar) al orinar
  • La necesidad de orinar con más frecuencia de lo habitual
  • Sangre o mucosidad en la orina.
  • Calambres o dolor en la parte baja del abdomen
  • Dolor durante las relaciones sexuales
  • Escalofríos, fiebre, sudores, pérdida de orina (incontinencia)
  • Despertar del sueño para orinar
  • Orina de color turbio y con mal olor
  • Dolor, presión o sensibilidad en el área de la vejiga
  • Cuando las bacterias se propagan a los riñones, puedes experimentar dolor de espalda, escalofríos, fiebre, náuseas y vómitos.

¿Cómo puedo saber si tengo una infección urinaria?

Un análisis de orina y un cultivo de orina pueden detectar una ITU durante todo el embarazo. El médico analizará las bacterias y la cantidad de glóbulos rojos y blancos.

Te interesará: “8 maneras de impulsar la salud femenina“.

Tratamiento

Si presentas una infección urinaria, recibirás un tratamiento a base de antibióticos seguro para tu embarazo. Los médicos generalmente prescriben una serie de antibióticos de 7 a 14 días que será seguro para ti y tu bebé.

Comunícate con tu médico o dirígete a emergencias de la clínica si tienes fiebre, escalofríos, dolores en la parte baja del estómago, náuseas, vómitos, contracciones, o si después de tomar un medicamento durante tres días, todavía tienes una sensación de ardor al orinar.

Cómo evitar las infecciones urinarias

Como-evitar-si-tengo-infeccion-urinaria

Para evitar sufrir de una infección urinaria, especialmente durante el embarazo, se recomienda lo siguiente:

  • Bebe al menos ocho vasos de agua al día. La forma más sencilla de prevenir una ITU es expulsar las bacterias de la vejiga y el tracto urinario antes de que se establezca. Si está bien hidratado, será difícil pasar demasiado tiempo sin orinar.
  • Elimina los alimentos refinados, el alcohol, el azúcar y la cafeína.
  • Toma vitamina C y Zinc para ayudar a combatir las infecciones.
  • Limpia tu zona íntima de frente hacia atrás cuando vayas al baño. Las bacterias suelen acumularse alrededor del ano. Si te limpias de esta manera, especialmente después de una evacuación intestinal, es menos probable que las bacterias lleguen a la uretra.
  • Orina antes y después del sexo. Al orinar después, se expulsan las bacterias que ingresaron al tracto urinario.
  • Evita tener relaciones sexuales mientras recibes tratamiento.
  • Si necesitas un lubricante cuando tienes relaciones sexuales, elije uno a base de agua.
  • Evita los jabones y desodorantes femeninos fuertes o que causen irritación.
  • Lava tu área genital con agua tibia antes de tener relaciones sexuales.
  • Usa ropa interior de algodón.
  • No uses pantalones demasiado ajustados.

En Clínica Internacional contamos con la especialidad de Ginecología, en donde podrás atender tu embarazo desde el primer momento. Si deseas reservar una cita, puedes hacerlo a través de nuestra sección Citas en Línea