¿Qué es la pérdida de audición? Según nuestros especialistas en Otorrinolaringología, la pérdida de audición es la disminución de la capacidad de oír en uno o ambos oídos, que puede variar entre una pérdida leve a profunda. Hay muchas causas y puede afectar a cualquier persona a cualquier edad, pero es más común entre los adultos mayores de 60 años.

La buena noticia es que existen numerosas soluciones para afrontar esta situación, incluidos los audífonos. Al aprender más sobre los síntomas, las causas, las pruebas, los tratamientos y la prevención de la pérdida auditiva es más fácil comprender cómo te podría afectar a ti o a un ser querido esta condición, y qué es lo que podrías hacer al respecto.

Es por ello que, en el siguiente artículo de Clínica Internacional, compartiremos contigo más información sobre esta condición. ¡No te la puedes perder!

Síntomas de pérdida auditiva

Los síntomas de la pérdida auditiva pueden variar según el tipo, las causas y el grado que tengas. Para las personas con pérdida auditiva relacionada con la edad, es típico experimentar lo que se conoce como pérdida auditiva de alta frecuencia. Los sonidos más agudos, como las voces de las mujeres y el canto de los pájaros, pueden ser más difíciles de escuchar.

Pero, en general, las personas con pérdida auditiva pueden experimentar alguno o todos de los siguientes síntomas:

  • Dificultad para entender la conversación diaria
  • Un sentimiento de poder escuchar, pero no entender
  • Tener que subir el volumen de la TV o la radio
  • Pedir a otras personas que repitan lo que han dicho a menudo
  • Evitar situaciones sociales que alguna vez fueron agradables
  • Una sensación de agotamiento después de un día de escuchar a otras personas
  • Mayor dificultad para comunicarse en situaciones ruidosas como restaurantes, reuniones familiares, en el automóvil o en reuniones grupales
  • Tinnitus, o zumbidos en los oídos

sintomas-perdida-auditiva

Factores de riesgo de pérdida auditiva

Cualquiera de los siguientes escenarios aumenta el riesgo de desarrollar pérdida auditiva gradual:

  • Tener más de 60 años
  • Exposición frecuente a ruidos fuertes, como disparos
  • Tener un familiar cercano con pérdida auditiva o antecedentes familiares de trastornos genéticos con pérdida auditiva.

Cuantos más factores de riesgo tengas, mayor será la probabilidad de que presentes una pérdida de audición.

Diagnóstico

Si sospechas que tienes una pérdida auditiva, es importante buscar inmediatamente el consejo de un otorrinolaringólogo. Las pruebas de audición son simples, indoloras y ampliamente disponibles.

Tu médico te preguntará sobre tu historial completo y los desafíos que tienes, tu estilo de vida y tus necesidades de comunicación. Existen diferentes tipos de pruebas de audición que evalúan partes específicas del sistema auditivo y pruebas especializadas solo para bebés y niños pequeños.

Sin embargo, la mayoría de las pruebas de audición implican una sala o cabina con tratamiento de sonido y auriculares. Adicionalmente, el otorrinolaringólogo te realizará un examen visual de los canales auditivos y el tímpano utilizando un instrumento iluminado llamado otoscopio. Esto determinará si algo físico, como el cerumen, está contribuyendo a tu pérdida auditiva.

Una vez en la cabina, se te pedirá que escuches una variedad de tonos e indiques cuáles son los más suaves presionando un botón. Esta parte del examen se llama audiometría de tono puro, y es valiosa para determinar no solo cuánta pérdida auditiva tienes, sino qué frecuencias son las más afectadas.

También se te puede pedir que escuches y repitas palabras. Estas pruebas de voz pueden determinar los sonidos de voz más suaves que puedes escuchar y qué tan bien puedes entender el habla. Otra prueba llamada timpanometría ayudará a evaluar la función de tu tímpano.

Los resultados de las pruebas se marcan y presentan en un gráfico llamado audiograma. Este muestra los sonidos más suaves que puedes escuchar en diferentes tonos. Los resultados permitirán evaluar tu capacidad auditiva y desarrollar el plan de tratamiento adecuado si es necesario.

También te interesará: 6 cosas que debes saber sobre la otitis externa.

diagnostico-perdida-audicion

Tratamientos para la pérdida auditiva

La pérdida de audición es una afección médica bien entendida que tiene muchas opciones de tratamiento. Para encontrar el adecuado, debes tener en cuenta los siguientes factores:

  • Tipo de pérdida auditiva
  • Gravedad de la pérdida auditiva
  • Causa de la pérdida de audición
  • Tu estilo de vida
  • Tu edad y necesidades de comunicación
  • Preferencias estéticas
  • Presupuesto

Algunos tipos de pérdida auditiva, especialmente los conductivos, pueden corregirse médica o quirúrgicamente, pero otros no. El tratamiento más común para la pérdida auditiva neurosensorial son los audífonos ajustados adecuadamente.

Consejos para una mejor comunicación

  • Pide que digan tu nombre. Dile a tus seres queridos que mencionen tu nombre y llamen tu atención antes de que empiecen a hablar.
  • Mira a los demás cuando están hablandoAsegúrate de poder ver la cara y los labios de una persona cuando hablen. Sus expresiones y lenguaje corporal pondrán ayudarte a saber el contexto de lo que hablan.
  • Apaga cualquier ruido. Cuando desees tener una conversación, apaga las cosas que pueden dificultarte escuchar, como un televisor o radio, o aléjate de ellas.
  • Repite la información. Muchos números y palabras suenan igual. Cuando recibas detalles importantes de alguien, como una hora o una fecha, repítelos.
  • Conoce tus límites. Si está enfermo o cansado, tu audición o qué tan bien comprende a los demás puede ser peor de lo habitual.
  • Dile a los demás lo que necesitas. Decir “Tengo problemas de audición” es un buen comienzo. Asimismo, sé claro sobre lo que necesitas.
  • Incluye a tus seres queridos en las citas médicas. Su audiólogo puede enseñarle a tu familia cómo funcionan tus dispositivos auditivos.
  • Recibe apoyo. Otras personas que viven con pérdida auditiva también pueden ser de mucha ayuda. Pídele a tu médico que te recomiende un grupo de apoyo. Si aún tiene dificultades, puedes hablar sobre tus sentimientos con un terapeuta.
  • No dejes que la pérdida auditiva no se trate. Las personas que no reciben ayuda para su afección tienen más probabilidades de sentirse deprimidas o ansiosas.

Si tienes pérdida auditiva, las conversaciones pueden ser un desafío. Pero a veces, lo mejor que podrías hacer es realizar pequeños cambios en tu estilo de vida.

En Clínica Internacional, tenemos a los mejores especialistas en Otorrinolaringología. Si deseas reservar una cita con uno de nuestros otorrinolaringólogos, puedes hacerlo a través de nuestra sección Citas en Línea.